viernes, 27 de febrero de 2015

Momentos tales como...

Resultado de imagen de abrazo niñoHay momentos, situaciones tales, que siempre se nos quedarán grabadas en nuestra mente cuando tengamos a nuestros pequeños: el encuentro, el primer abrazo, el primer beso, la primera vez que digan "papá", "mamá", su primer cumpleaños, su primera caída, la primera rabieta... Todos estos momentos llegarán. Sin embargo, a pesar de que aún no están con nosotros, uno se imagina ese momento, y lo vive como si fuera real. 
A mí se me queda cara de "lelo" pensando en ello y cuando me doy cuenta, me veo con una sonrisa de oreja a oreja. ¡Roberto! Reacciona, sólo lo estás pensando, aún no ha sucedido. Pero es que lo vivo como si estuviera pasando en este preciso momento.
Me imagino colocando el árbol de navidad, jugando con ellos al fútbol y sacando a pasear a nuestro perro "Cooper", elaborando unos ricos bizcochitos e incluso decorándolos con caritas sonrientes y con ojitos caricaturescos.
Nos vamos de compras y nos probamos ese modelito que tanto le gusta a mamá y a papá, y nos reímos mientras hacemos un pase de modelos que ni la Pasarela Cibeles. Caminamos por la calle y me entra un arrebato de estrujamiento y de besuqueo, y los niños claro se tronchan de risa al ver la cara que pone la gente que está paseando junto a nosotros. Montamos en el autobús o en el metro y veo la cara de curiosidad y expectación que ponen, y se agarran a mis brazos ante la incertidumbre de lo desconocido...
Hay momentos como estos que aunque no hayan sucedido los vivo como si fuera la primera vez.

4 comentarios:

  1. Hay que llevar la espera de la mejor manera posible Roberto, y creo no estar equivocada si digo que todos "vivimos" esos momentos en nuestra imaginación soñando con el día que se hagan realidad. Es normal, es el reflejo de nuestra ilusión. Que no nos la quite nadie. Animo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos anhelamos el momento. La Fábrica de los Sueños, "el Aserradero" está trabajando al 100%. :)

      Eliminar
  2. Me parece muy sana tu actitud y creo que es imposible no imaginarnos disfrutando de momentos con nuestros hijos, porque los queremos y los deseamos desde mucho antes de conocerles. Cuando menos te lo esperes estarás disfrutándolos en la realidad, ¡mientras tanto a soñar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De los sueños también se aprende. Yo sigo soñando y disfrutando de esos momentos. Seguimos en esa cuenta atrás, y esperando que cualquier día nos den la sorpresa. Ya va quedando menos.

      Eliminar